martes, 7 de junio de 2011

MAQUILLAJE PARA PIELES MADURAS


CONSEJOS Y SECRETOS PARA LUCIR UN ROSTRO LUMINOSO Y NATURAL.
Con los años la piel pierde tonicidad. Uno de los factores más importantes que debemos tener en cuenta al maquillar una piel madura es su resequedad y falta de elasticidad, por lo que debemos elegir productos minerales e hidratantes.
El objetivo principal del maquillaje a esta edad es disimular las imperfecciones, pliegues, diferencia del tono de la piel (manchas, venas, cansancio) y la pérdina de la tonicidad, levantando el rostro, igualando el tono natural de piel e iluminando la mirada.
Es fundamental que el maquillaje se vea liviano y no parezca una máscara, ya que sólo nos sumará años y una imagen acartonada.


BASE


En caso de tener arrugas muy marcadas, antes de aplicar algún tipo de maquillaje es necesario usar una crema rellenadora de arrugas, sobre todo en el entrecejo, contorno de ojos y labios.


Después preparamos el rostro con una buena base hidratante, de buena cobertura pero liviana (fluida). Ésta debe contener ingredientes hidratantes, antiedad y con protección solar.


No hay que aplicar demasiada base y no hay que olvidad elegir el tono más parecido al de su piel, nunca más oscuro ya que hace más mayor. A le legir el color, se prueba en el maxilar, el tono se tiene que fundir con el de la piel del cuello, ese será el correcto.


CORRECTOR


Es importante aplicar un corrector tanto en el contorno de ojos como en el de los labios. El tono de este corrector debe ser sólo un tomo más bajo, que neutralice las manchas o marcas que tengamos.


ILUMINAR, MATIZAR Y DEFINIR


Este sería el siguiente paso, matizar y matizar la piel. Se consigue aplicando polvo compacto, que ayudará a evitar que se vean brillos y a fijar la base.


Hay que aplicarlo bajo el pómulo y bajo el maxilar, y en la nariz de forma vertical en los lados, así se afinarán las facciones, levantarán los pómulos y se disimulará la zona de la papada.


La forma de aplicar los polvos compactos es muy suave. Para destacar el pómulo hay que utilizar un colorete en tono rosa o melocotón, esto es ideal para aquéllas mujeres con facciones demasiado marcadas y mejillas hundidas, así se iluminará más el pómulo.


También es importante dar volumen e iluminar la zona alta del pómulo, debajo de las cejas y en la zona media de la frente, con un iluminador en tonos vainilla con reflejos plateados.


OJOS Y LABIOS


Es imprescincible utilizar sombras en tonos MATE, hay que olvidarse de las nacaradas porque avejentan y las de crema, se apelotonan, se pueden usar también sombras satinadas. Los tonos tienen que ser claros. Debe aplicarse la sombra en sentido ascendente, colocar un tono más oscuro en la parte exterior y superior del párpado móvil y un tono más claro en el centro interno del ojo (lagrimal), para dar luminosidad.


La máscara de pestañas color café o transparente para el día, y negra para la noche.


Fuera las cejas muy delgadas, correjir el tono de las cejas con un lápiz o sombra para delinear, y por último, aplicar un tono beige o vainilla satinado debajo de la ceja, en la parte superior del párpado fijo.


Los labios deben maquillarse con productos hidratantes con textura cremosa, en tonos melocotón, rosa, o hasta 2 tonos más que el color natural de los labios. No usar colores oscuros, porque hacen que los labios se vean más pequeños y duros. Tampoco recomiendo usar labiales opacos ya que acentúan los pliegues.


El delineador del mismo tono que el labial, no más oscuro, así ayudará a perfilar los labios y a contener el labial evitando que éste se escape por los pliegues que se van haciendo con los años y por fumar.


Y por úlitmo un toque de brillo (gloss) solamente en el centro de los labios para dar volumen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada